Search

  Aprovechando que se acerca la lluvia de estrellas conocida como “Lágrimas de San Lorenzo”, voy a dar unas claves para fotografiar estrellas. No desaprovechéis este momento que hasta el año que viene, no podréis volverlo a disfrutar.
  Parece ser que cuando mejor se va a ver es la noche del lunes al martes, pero durante todo el fin de semana podremos divisar al menos una por minuto, lo que es suficiente para captarlo en nuestros sensores con largas exposiciones.
  El primer requisito para poder fotografiar la lluvia de estrellas es alejarnos de grandes centros urbanos para que la contaminación lumínica que tienen las ciudades nos dejen ver bien las estrellas y el cielo esté lo más oscuro posible. Segundo paso, un buen trípode y un disparador remoto. En el caso de no tener remoto, podemos usar el temporizador de la cámara. Estos son los pasos a seguir:

-Situar la cámara y el trípode dirección Casiopea (tiene forma de W), buscad el norte! Actualmente existen muchas aplicaciones para móviles geniales para esto, es muy fácil localizar las constelaciones.
-Desactiva el enfoque automático, ponlo en manual y enfoca a infinito
-Desactiva el estabilizador del objetivo.
-Normalmente en foto nocturna de larga exposición, pondríamos el iso lo mas bajo posible y el diafragma medio, pero si dejamos mucha exposición vamos a retratar el movimiento de la tierra y las estrellas y eso hoy no nos interesa puesto que queremos todo fijo y las estrellas fugaces en movimiento. Vamos a trabajar con exposiciones de 20 ó 30 segundos, así que pondremos el diafragma abierto y el iso relativamente alto, un 800 será suficiente.
-Si nuestro disparador remoto tiene intervalómetro, mejor porque así se van haciendo las fotos solas mientras nosotros disfrutamos del espectaculo. Si no, habrá que ir disparando el remoto cada cierto tiempo.
-Esto es lo más importante: PACIENCIA. Ten en cuenta que puede pasar que que cada vez que dispares no aparezca ninguna y en cuanto acabes de disparar, verás dos o tres (Ley de Murphy).

  Con esto, sólo os queda tumbaros con una cervecita y una buena compañía y a disfrutar del espectáculo. Suerte!



Sonia